Capítulo XIII – Obra do demo

ir á novela completa 

– A ver cocheiro léveme onde di este papeloiro.

Hai que ver, esta Lupe ten bonita ata a letra.

– ¿Cochero? ¿de qué época es eso abuelo?
– Veña, deíxese de lerias que teño prisa.
– A ver abuelo traiga pacá… uhmm… al Teatro Real. ¿Qué pasa, hoy no hay botellón?

– Veña ¡langrán!
– ¡Cagüentó! que puntería. Deje el bastón quieto abuelo y agárrese que nos vamos… ¡arreeee!

Esta Lupe mira que liarme para ir ó teatro a ver a cousa esa que fai o papón do Narciso. Que non é sarasa di … xa veremos.

– Y ¿qué le lleva por el teatro, abuelo?, algún espectáculo picante ¿eh pícarón?

¡Xa estamos!, outro cocheiro que me vai dar a tabarra.

– Pues unha obra de esas de teatro ¡que vai ser se non!

Será furaldabas…

– No se sulfure abuelo…
– ¡ Qué non son teu abó carallo !

– Yo mismo voy al teatro a veces con mi parienta, sobre todo cuando me amenaza con otra semana sin sábado, ya me entiende. Pero ya le digo yo que el teatro no es lo que era. Esos grandes clásicos, con Lina Morgan y tal ya no se hacen. Ahora sólo ponen cosas modernas de esas. Mi parienta me está dando el coñazo para que la lleve a ver una que está muy de moda, cómo se llama hombre…. uhm … azúcar y chocolate, o …

– Non, pastrán, fresa e chocolate

– ¡No me diga que va a ver esa!, pero abuelo… a su edad y le van esas cosas.

¡Mi madriña! xa se me escapou, este gañán tirache da língua como poucos… a ver como salgo de esta.

– ¿Qué cosas dis, túzaro?

– Si hombre esas cosas de … esto… bueno…. ya sabe… de maricones.

– ¡Cajiná!

– Que sí abuelo, que ahí hay tomate del bueno, ya me entiende …

O que teño que aturar, maaanda carall…

– Que vai haber pastrán …

– Pues a mi no me verá allí, eso fijo, para ver maricones ya tengo la parada al lado de la calle Montera.

– Pero qué maricones ni qué carallo, sonche actores, ¡valdreu!

Ou eso di Lupe.

– Mire abuelo, a mi no me engañan … que yo tengo visto de todo, pero dos tios no se besan si no hay tema por medio.

Ondia pero se van a besar, disto non me dixo nada Lupe, …

– Cala xa … e non me queras enganar pastrán que esa praza esa coa señora no carro xa a pasamos ó menos 3 veces, que ainda pódoche arrincar a cabeza co bastón .

– Es cosa de las obras abuelo…

A ver se así teño un momento de descanso, qué teima colleu … Bueno polo menos non teño que aturar o rollo habitual do futbol, porque o taxista de onte, manda carallo que rato me deu co Juti ese.

– … y qué abuelo ¿ganamos la liga este año?

Xa na entrada do teatro:

– Adios abuelo. Hágame caso y pongase en la última fila y bien pegado a la pared.

– ¡¡A la mierda!!

Será fillo de … pero o malo do conto é que eu non che estou convencido de todo.

Imos aló … ¿ónde puxen a entrada que me mercou Lupe?

– !Abuelo! !Aquí!
– Ah… ahi está o Narciso, pero … me cajo no demo ¿qué leva na cara este rapaz?

One thought on “Capítulo XIII – Obra do demo

  1. jajaa grandes clásicos, con Lina Morgan y tal ya no se hacen.. me parto eh..

    Pero bueno, a mín as de Lina Morgan fanme coña tamén eh.. esta muller eche moi simpática.

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair /  Cambiar )

Google photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google. Sair /  Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair /  Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: